viernes, 17 de febrero de 2017

Los cambios en el discurso de Stiglitz sobre la economía

Por eso me encanta el periodismo.Por eso es que siento que nosotros, los periodistas, debemos ser personas serias, estudiosas, atentos a los acontecimientos.

Aquí los colegas del diario La República titulan: "Los cambios en el discurso de Stiglitz sobre la economía"... y se refieren al pensamiento del economista, quien seguramente va cambiando de acuerdo a los tiempos. Y así debe ser.

Pero yo estoy de acuerdo con él. 
Y lo digo porque, cuando tú vas madurando y aprendiendo, tus conceptos también van cambiando... Aunque hay unos que son inmodificables.

Vamos a leer con calma, que esto está bueno... El presidente Juan Manuel Santos escucha al experto. Me encantaría saber si él está de acuerdo con Stiglitz...

RADAR,luisemilioradaconrado
@radareconomico1

Los cambios en el discurso de Stiglitz sobre la economía

Miguel Pardo/LR

No es la primera vez que el Nobel de Economía de 2001, Joseph Stiglitz, está en Colombia. Este reconocido economista ha visitado el país unas cuatro veces desde que recibió el galardón y llama la atención los cambios que se evidencian en sus discursos.

Hoy, Stiglitz no pierde oportunidad para criticar públicamente la nueva administración de Donald Trump y es un convencido de que lo que prometió no lo podrá cumplir pues todo debe pasar por el Congreso y sobre todo por respeto a la Constitución de los Estados Unidos. 
El aspecto común en sus discursos es la desigualdad, que al final de cuentas es su especialidad y que fue por lo que ganó el Nobel, pero en sus palabras también hay contradicciones y se observan en cuatro puntos:

1. Los tratados de libre comercio
En su visita de 2003 y en 2009 fue enfático al decir que el TLC con Estados Unidos no era bueno para Colombia. En una entrevista con LR para esa época dijo: “me gustan los verdaderos acuerdos de libre comercio, pero no éstos que son de mentira. Un verdadero acuerdo es aquel donde se eliminan todos los subsidios, todas las trabas al comercio, todas las barreras no arancelarias”.
Nueve años después, Stiglitz cree que es hora de que, dada la política de Trump, los países latinoamericanos se unan y creen su propio tratado de libre comercio entre estos países. “Los latinoamericanos deben crear nuevos tratados de libre comercio entre ellos y luego una vez conformado, si quieren, invitar a Estados Unidos a participar”, dijo.
Opinión que puede ser interesante como lo cree Guillermo Perry, exministro de Hacienda, quien considera que “si ocurre el proteccionismo, hay que buscar mejores espacios de integración. Creo que esa es una perspectiva interesante”. 
Pero esta posición también es contradictoria según Carlos Ronderos, exministro de Comercio. “Stiglitz ha sido crítico de los TLC, ha sido más proteccionista y el problema no es en sí del tratado, sino del aprovechamiento del mismo y en eso no estoy de acuerdo. Uno ve Chile y Perú y están exportando muchísimo, y Colombia tiene uno igual y no exporta lo mismo”.


2. Crecimiento económico
Un segundo tema que demuestra un cambio está relacionado con el crecimiento económico global y de Colombia. Si bien las circunstancias son otras, en 2009 Stiglitz dijo de la economía colombiana: “me parece que le está yendo bastante bien. Ustedes son un país muy dinámico, siempre cambiando”.
Ahora, ocho años después,  se muestra menos optimista y dice que el crecimiento del país dependerá en gran medida de las reformas que se puedan hacer en un escenario en paz. Es enfático y de manera anecdótica dice que no es cierto el discurso de los ministros y presidentes cuando dicen que el siguiente año será mejor. 
“Siempre decimos este año no va a crecer pero el próximo sí, pero luego lo cambian y dicen quizás pueda ser un poco peor que el año anterior. Soy más pesimista en este 2017 y esto se debe al proteccionismo que vaya a poner Trump”, dijo. 
Este cambio, según el profesor de Columbia y exministro José Antonio Ocampo, “se refiere a la economía en un momento en el que las condiciones externas eran mucho más favorables que hoy. Ahora el esfuerzo nacional va a ser más decisivo”. 
 
3. Precio del petróleo
Un tercer aspecto que cambia en el que el discurso del Nobel es el del precio del petróleo. En su visita en 2014 donde estuvo visitando algunos barrios de Medellín dijo que “Colombia ha estado creciendo bien y parte de esto es por el beneficio de estos altos precios en los recursos, pero esto ha llevado a la apreciación de la moneda y esto es lo que genera el problema de la desindustrialización”.
Hoy con unos precios bajos  del petróleo, el panorama no es el mismo y la lectura económica tampoco. “Los precios altos no van a volver, ha habido en el lado del suministro un desarrollo enorme de gas y crudo que limita el techo del precio”, dijo Stiglitz. 
Esta situación lleva a otro aspecto y es que en 2009 el Nobel dijo que Colombia estaba a punto de caer en una Enfermedad Holandesa con el petróleo, tema que aunque nunca fue admitido por el Gobierno, sí se presentó y ahora en 2017 el economista asegura que la salida de esta condición no ha sido fácil, sobre todo, porque no se aprovecharon los momentos de bonanza y ahora se tienen problemas fiscales.
 
4. La tasa de cambio
Hace menos de una década cuando se tenía una tasa de cambio entre $1.800 y $2.200 y una dependencia del petróleo, Colombia no crecía en exportaciones. Es más, en 2009 el dato cayó 12,9%. Sin embargo, Stiglitz decía que el país lo estaba haciendo bien pero que la tasa de cambio acabaría con la productividad. 
Ahora, con una tasa de cambio entre $2.800 y $3.100 los datos no son los mejores pues las exportaciones siguen a la baja y en 2016 cayeron 13%. No obstante, Stiglitz dice que la tasa de cambio es solo una variable y que sí se está haciendo bien el trabajo.
Para el rector de la Unicienca, Diego Otero, “Colombia no ha diversificado su cartera desde hace mucho tiempo. Antes estábamos enfocados en el café y ahora en lo minero-energético. No hay diversificación, tenemos que ir más allá de eso”.

No es para menos los cambios en el discurso de un académico de la talla de Stiglitz pues día a día las situaciones económicas son diferentes. Un ejemplo es lo que viene con la paz y su dividendo, un tema del cual advirtió deben hacerse varias reformas.

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Usamos cookies propias y de terceros que entre otras cosas recogen datos sobre sus hábitos de navegación para mostrarle publicidad personalizada y realizar análisis de uso de nuestro sitio.
Si continúa navegando consideramos que acepta su uso. OK Más información | Y más