martes, 15 de septiembre de 2009

Giselle, reina del Carnaval de Barranquilla

El Carnaval es nuestra fiesta mágica. De una u otra manera, todos los ciudadanos barranquilleros hemos estado involucrados en ella.

Ahora tenemos nueva reina y es bueno que no olvidemos su nombre: GISELLE.

Está contenta y esperó el nombramiento con tranquila y paciencia. Ella sabía que, más tarde o más temprano, llegaría su turno.

Tiene el reto enfrente y los barranquilleros debemos apoyarla...
Esta es la nota de Zoraida Noriega, en El Heraldo de hoy 15 de septiembre.

Luis Emilio Rada C.

Pd:

Giselle, la reina del Carnaval de Barranquilla.

Por Zoraida Noriega

Giselle Lacouture Pacini siempre esperó ese momento: que la llamara el Alcalde para anunciarle su nombramiento como Reina del Carnaval. Sucedió ayer a las 10:30 a.m. tras reunión a puerta cerrada de la directiva de la Fundación Carnaval de Barranquilla.

Fueron seis meses de larga espera desde la vez que envió a la Fundación un video, requisito que debían llenar todas las postulantes, en el que ella mostraba sus aptitudes artísticas. En la baraja de aspirantes había varias, también muy buenas, y no faltaron las especulaciones. Y aunque no dejó que su optimismo decayera, tuvo sin embargo un momento de resignación diciéndose para sí misma: “si no es este, en otro año será”.

Claro, con 22 años recién cumplidos, a Giselle tenía tiempo de sobra para convertirse algún día en la reina de las máximas fiestas de su natal Barranquilla.

Está feliz y, sobre todo, dispuesta a “entregarse al pueblo y trabajar por el fortalecimiento del Carnaval”. Opina que “a la tradición hay que respetarla, pero tenemos que evolucionar”, por eso se declara partidaria de que a los grupos folclóricos hay que brindarles todo el respaldo que se merecen.

“Siempre he sentido una gran pasión por el Carnaval, lo llevo en la sangre”, apunta con alegría mientras se alista con su traje de cumbiambera para hacer su primera salida al ruedo ante los medios de comunicación como Reina del Carnaval, ayer en su casa. Allí no solamente habló con espontaneidad, una de sus características, sino que bailó y cantó, pues ambas artes las estudió en la compañía musical de Misi en Bogotá, lo mismo que actuación.

En cuanto a manejo de escenarios no hay quien le eche cuentos. Cuando apenas daba sus primeros pasos participó en las filas del Garabatico del Country Club, donde años después hizo parte de las comparsas infantiles y prejuveniles, capitaneó en 2004 a los juveniles y en febrero de este año a los solteros. Hoy ostenta el título de diseñadora visual y productora escénica que le otorgó La Salle College.

Y como cantante (es dueña de una potente voz) ha tenido la oportunidad compartir escenarios con artistas de la talla de Carlos Vives, Adriana Lucía, Fonseca y Lucas Aranau. Precisamente el 25 de este mes será una de las figuras invitadas al espectáculo-cabaret Pasión Caribe a realizarse en el Jumbo del Country, donde estará interpretando alegres temas folclóricos.

Otras de las cualidades de Giselle son su gracia y dinamismo que irradia en cada movimiento. Por eso, el Carnaval tendrá a una reina polifacética: que no solamente canta y baila, sino que encanta.

LA NUEVA SOBERANA

Giselle es bachiller del Colegio Karl C. Parrish, y es hija de Hernán Lacouture y Gina Pacini de Lacouture. Es prima hermana de la ex Señorita Colombia Marianella Maal, quien se ha convertido en su principal asesora. Al versátil desempeño artístico de Giselle, se le suman también el diseño de modas (ha creado su propia línea de trajes de baño) y sus conocimientos para preparar reinas. Como tal, trabajó con la empresa de la ex reina de belleza Adriana Tarud, coordinadora del concurso Señorita Bogotá.
Usamos cookies propias y de terceros que entre otras cosas recogen datos sobre sus hábitos de navegación para mostrarle publicidad personalizada y realizar análisis de uso de nuestro sitio.
Si continúa navegando consideramos que acepta su uso. OK Más información | Y más