sábado, 16 de enero de 2016

Álvaro Uribe y Fernando Londoño analizan la compra de ISAGEN

En muchas cosas, no podemos estar de acuerdo con el senador y ex presidente Álvaro Uribe. Sin embargo, esta entrevista que le hizo el programa radial La Hora de la Verdad que lidera Fernando Londoño, es una oportunidad para que los colombianos conozcan algunos aspectos de la venta de Isagen...

Es bueno conocer un poco más lo que está sucediendo en el país.

RADAR,luisemilioradaconrado 
@radareconomico1 

Entrevista/ Expresidente Álvaro Uribe Vélez en La Hora de la Verdad habla sobre Isagen

Autor: La Hora de la Verdad
Fecha: Jueves, Enero 14, 2016
Bogotá, 16 de enero de 2016 (CD). Texto de la entrevista que ofreció durante la semana que culmina el expresidente Álvaro Uribe Vélez al programa radial La Hora de la Verdad, en donde explicó detalles de las inconsistencias de la venta de Isagen por parte del Gobierno Nacional.

Álvaro Uribe Vélez (AUV): Doctor Fernando muy buenos días a usted, a los compañeros de La Hora de la Verdad y a todos los oyentes y sea la oportunidad de repetir para todos los deseos de un buen 2016.

Fernando Londoño (FL): Isagen no tiene valor y significado ni en sí mismo, lo que se hizo, sino que tiene muchas implicaciones de distinto orden. La vendieron, los inversionistas que invierten en ese fondo canadiense ya se ganaron más de mil millones de dólares con respecto al avalúo inicial de Isagen, esos mil millones de dólares ya los perdimos y se trataba de un subavalúo, de un infravalúo ¿Cuál es su opinión sobre este tema ex presidente?

(AUV): Doctor Fernando sobre Isagen hay muchos temas que hablar.

Primero ¿Cómo la salvamos? ¿Qué hizo nuestro gobierno? para resumirle a los oyentes, nuestro gobierno la encontró muy deprimida porque tenía un pleito con Empresas Públicas de Medellín, las represas de Empresas Públicas de Medellín quedan aguas arriba del río Nare y las de Isagen abajo, entonces, Empresas Públicas le dijo, usted me tiene que pagar la regulación de las aguas, esa reclamación era una reclamación de 700 mil millones, el gobierno nuestro logró que como contraprestación a la refinanciación del Metro de Medellín Empresas públicas desistiera de ese pleito, eso salvó a Isagen.

Después el ex presidente (George W) Bush, directamente nos ayudó para quela Opic (Overseas Private Investment Corporation) que es una agencia financiera del Gobierno de los Estados Unidos le diera un crédito de largo plazo a Isagen. Y en ese momento empezamos ya el proceso de construir Amoyá, Hidrosogamoso, etcétera, y yo creo que la empresa quedó muy bien; nosotros la volvimos mixta, entraron los fondos de pensiones pero conservamos un 57 por ciento de propiedad de la nación.

Cuando se planteó venderla toda dijimos la de control estatal no se vende, yo quiero recordarle eso a los oyentes ¿Por qué digo que es un activo estratégico? apunten esto estimados oyentes. El país necesita hoy con más urgencia instalar 2 mil 600 megas adicionales de energía barata y limpia, que es de grandes represas, el sector privado no las hace,  las compra cuando hay gangas como ocurrió ayer que compraron a Isagen y menos la va a hacer con la experiencia de El Quimbo ¿Entonces quién las hace? El Estado, por eso una empresa estatal sana como Isagen que resuelve esos problemas, que no los resuelve el sector privado, se convierte en activo estratégico.

Veamos el tema del precio, el doctor Fernando dice: ayer el Estado Colombiano perdió más de mil millones, yo voy a hacer esta cuenta…
(Inconvenientes en la comunicación hace perder la llamada)

(FL) Ex presidente, usted nos decía que quería hacer unas cuentas al aire.

(AUV) ¿Alcancé a dar la razón que invoco para decir que Isagen es activo estratégico?

(FL) No, no alcanzó a decirla.

(AUV) ¿Por qué digo que Isagen es activo estratégico?  -que el Gobierno ha dicho que no lo es y el Presidente de la República ha dicho que no lo es por esto: el país necesita mínimo 2 mil 600 megas de generación de energía que se instalen adicionalmente, cuidado con esto, de energía limpia y barata, eso es igual a grandes represas, el sector privado no las construye, las compra cuando hay gangas como la ganga de ayer, y menos las va a construir con la experiencia de El Quimbo.

Uno tiene que basarse en la experiencia colombiana y el sector privado nunca quiso hacer Amoyá que por orden público, que por la licencia, que por las comunidades; nunca quiso pensar en Hidrosogamoso, Higrosogamoso la tuvo que hacer nuestro gobierno con Isagen. Entonces es un activo estratégico porque es un activo necesario para instalar un bien esencial que es la generación de energía, que en esa modalidad de grandes represas que el país necesita no lo hace el sector privado.

Y ahí voy al precio, yo creo que los activos estratégicos no se pueden referenciar para su valor exclusivamente por el valor bursátil de bolsa, hay que mirar el costo de reposición, entonces ¿Usted sabe cuánto está costando en Colombia instalar un mega de energía en grande represa? Está costando más o menos dos millones de dólares, Isagen tiene 3 mil 200, eso nos daría 6 mil 400 millones de dólares, esos 6 mil 400 millones de dólares a 3 mil 200, teniendo en cuenta que la Nación era dueña solamente del 57 por ciento, implicaría un precio de reposición para la nación superior a 11 billones de pesos y la vendieron por seis 400, o sea que la pérdida del Estado colombiano es de más de 5 billones.

Entonces dicen los financistas como los del Gobierno, la refinada tecnocracia, dice que valió 14.4 veces el Ebitda, que es el doble de lo que se paga por otras empresas de generación, por favor Gobierno, dos equivocaciones allí, uno no puede el Ebitda de Isagen hoy porque Isagen apenas está amortizando Hidrosogamoso y esa es una amortización muy alta que castiga muchísimo el Ebitda.

Segundo, es un activo estratégico. Dice el Gobierno que lo reajustaron en un 44 por ciento, en un 42 por ciento, usted lo decía ahora en la introducción de esta entrevista, eso no compensa más del 70 por ciento de devaluación que vivió el país en el mismo período, réstele 10 puntos de inflación, en esos dos años, ahí nos quedan debiendo más de 20 puntos de reajuste de la acción. A mí me parece que aquí hay algo muy grave para el Estado Colombiano.

Y me pregunto ¿Están los canadienses dispuestos a construir las centrales que el país requiere para poder superar este déficit estructural de más de 2.6, de más de 2 mil 600 megas en grandes represas? Hasta ahora la experiencia  ha sido que el sector privado no lo hace y le quitaron a los trabajadores colombianos un vehículo de ahorro que era Isagen.

Alguien ha dicho, me decía un ilustre periodista de Bogotá, que escribe en los periódicos nacionales: si quiera la vendieron porque la experiencia  con las empresas del Estado ha sido pésima. No de todas, a Isagen no la pueden comparar como algunos la comparan con los Ferrocarriles Nacionales  etcétera, ni con las carreteras, es que el sector privado hace carreteras pero le da pánico hacer las grandes represas que el país necesita.

(FL). Las grandes represas que el país necesita. Ex presidente, hay un proyecto en Antioquia que ya las Empresas Públicas de Medellín resolvió olvidar porque fue tanta la presión que ejerció las Farc y tanto los campesinos colonos que metió a la región, que lo hace completamente inviable.

El sector privado no puede manejar ese tipo de contingencias, pues no lo puede manejar el Estado, imagínese usted cómo se va a manejar este tema, que es un tema vital para el futuro del país, la generación de energía.

Y uno se pregunta ex presidente ¿Cuál es el interés dramático que tiene el Gobierno Nacional en ejecutar un acto que es odioso a todos los colombianos, que es odioso a la mayoría del Congreso, que es odioso a las centrales obreras, que no tiene amigos sino en esos grupos refinados de financistas?

Entonces, ex presidente ¿Por qué razón cree usted que el Gobierno se le mida a semejante tarea de desprestigio?

Hoy sale en el diario El Tiempo, que es el diario oficial, hablando de todas las obras de ingeniería que se van a construir y de todas las maravillas que se van a hacer gracias a la venta de Isagen. En primer lugar eso no alcanza, con seis billones de pesos  no se hace eso ni remotamente, y en segundo lugar por qué no lo hicieron con la bonanza petrolera.  Muchas cosas para preguntar ¿Usted qué opina desde el punto de vista político? ¿Por qué se está haciendo eso? ¿Cómo justificarlo?

(AUV): Antes doctor Fernando, los seis billones de la venta de Isagen, que implica una pérdida patrimonial para el Estado colombiano a costos de reposición en más de cinco billones de pesos sin tener en cuenta lo que les va a pasar a los fondos de pensiones y a Empresas Públicas de Medellín, que son socios minoritarios y que van a tener que vender a lo mismo, o sea que se va a aumentar la pérdida para Colombia.

Las carreteras: el sector privado hace carreteras, es socio para carreteras, pero no para grandes represas.

Segundo: han ofrecido subsidiar con créditos blandos las carreteras, entonces van a tomar la platica de Isagen para reponer el derroche, porque si no hubiera habido derroche el país tendría con que hacer las carreteras. Nosotros le dejamos una Agencia a Santos para hacer las carreteras, y prueba de ello es que lo que ha inaugurado hasta ahora lo contrató transparentemente nuestro gobierno, con la dirección de un Ministro impoluto que murió, Andrés Uriel Gallego.

El Gobierno se gastó la plata, en derroche, en esa mermelada, estimulando la corrupción política, entonces quiere compensar eso con Isagen, y lo van a dedicar a darle créditos blandos subsidiados a los socios privados de carreteras, qué grave.

Lo político: lo político es esto, en las dos últimas elecciones el Gobierno escondió la idea de vender a Isagen. En la aprobación del presupuesto nacional el año pasado yo le pregunté al Ministro  de Hacienda qué pensaban de la venta de Isagen y guardó silencio.

Engañaron al país, esperaron que no hubiera justicia, que no estuviera sesionando el Congreso, que los colombianos estuvieran despistados, por ahí desconectados buscando descansar algo en la habitual temporada decembrina y de principio de enero.

¿Y entonces uál es el interés político? uno lo ignora, uno lo ignora pero es muy grave y yo creo que el país tiene en estos fundamentos tecnocráticos unos errores muy grandes, porque entonces el Gobierno dice con toda la pompa que la acción de Isagen valió mucho más de lo que se había valorado, mucho menos de lo que fue la devaluación. Señores del Gobierno, mucho menos de lo que es el costo de reposición  que hay que tenerlo en cuenta en activos estratégicos.

Lo político: la subasta, usted es un jurista eximio, yo recuerdo que el Consejo de Estado le prohibió a nuestro gobierno asignar el tercer canal con el argumento que había un solo proponente, a mi parece hoy vistas las cosas, razonable, la pregunta que hago a los órganos de justicia es ¿Por qué no hicieron los mismo aquí?

Segundo: la Ley exige que para vender estos activos hay que hacer subasta. La subasta tiene un elemento en esencia, que es la competencia ¿Qué es la competencia? Que entren varios proponentes.

Yo creo que aquí hay dos escenarios. Si un grupo, o sea un  universo plural de proponentes, varios proponentes  hubieran dicho, vamos a participar en la puja por Isagen, y hubieran sorprendido después de anunciar  que iban a participar no llegara al momento de la puja, uno todavía entendería que el Gobierno no la suspendiera, pero es que aquí el escenario fue diferente, totalmente diferente.

Aquí al Gobierno le advirtieron con antelación que solamente acudiría un proponente. En ese momento se perdía el elemento de la subasta que es la competencia y pasaba a ser una velada venta directa e ilegal de un activo de la Nación y el Gobierno no tuvo el decoro político, el respeto jurídico de decir: sin competencia no hay subasta ¡Hombre! qué dolor para la Patria.

Y entonces llegaron estos señores de Canadá y muy orondos la compraron al precio básico sin que hubiera puja que hubiera permitido elevar el precio. Yo creo que ahí hay un elemento ilegal.

Uno llamaría a los órganos de justicia para lo que consideren ¿Pero por qué los órganos de justicia son tan estrictos frente a  unos gobiernos, como fueron frente al mío y en ese tema lo agradezco, y son tan laxos cuando se trata de otros gobiernos, como este Gobierno de Santos?   
  
Yo le hago con todo respeto ese reclamo a los órganos de justicia. Y yo creo que ahí hay un tema ilegal ¿Por qué ilegal? Porque no hubo competencia, al no haber competencia no hubo subasta, y al Gobierno eso no lo tomó por sorpresa, el elemento sorpresa ahí es fundamental.

Si hubiera habido una sorpresa y simplemente a la hora fijada no llega sino un proponente y nunca le habían avisado al Gobierno que los otros proponentes desistirían, no habría culpa del Gobierno, pero aquí el Gobierno estaba advertido y solamente llegó un proponente como se había advertido y así y todo el Gobierno la vendió sin un elemento que es la puja en la subasta, por  eso yo creo que la venta es ilegal.

(FL): Una subasta con un solo proponente es una contradicción en los términos ex presidente, no puede ser. La subasta es por esencia  como usted lo dice la concurrencia de varios en una puja por quedarse con un bien al mejor precio, sobre la base de un precio básico, de un precio fundamental que es el que se fija como punto de partida para esa puja. Eliminada la puja queda eliminada la subasta, eso está claro, y esa es una condición que pone la Ley no por un lujo ni por una casualidad, es para buscar que a través de la concurrencia de varios actores se produzca un fenómeno de valoración positiva del bien entre varios interesados.

Y aquí surge un tema ex presidente que no ha sido lo suficientemente analizado. Este fondo es un fondo de inversión, los fondos de inversión son elementos fundamentales en la estructura moderna de la economía para mover capitales, pero los fondos de inversión invierten pero no administran, pero no manejan, no son especialistas en todas las cosas en que ponen su dinero, saben que ahí hay un buen negocio, pero fían la suerte del negocio a alguien que administre, a alguien que maneje, a alguien que le ponga rumbo para que su inversión sea cada vez mayor y para que se produzca lo que a ellos les interese, un fortalecimiento de la inversión para rematarla, los fondos de inversión son aves de paso, ese es su designio fundamental, y entonces la pregunta aquí es ¿Quién va a manejar Isagen? Porque el fondo de inversión, repito, no es esa su especialidad, ni para eso son los fondos de inversión, los fondos de inversión siempre miran con quién se queda la empresa en su administración, en su capacidad de producir utilidades para que se valorice el bien y venderlo, ellos se van y se van cuando aparezca un mejor postor. Ese es un tema que no ha sido suficientemente analizado ex presidente.

(AUV): Yo quisiera ahí decir dos cosas, que a lo largo de estos días no he dicho doctor Fernando. Primero, socios minoritarios como fondos de pensiones y Empresas Públicas de Medellín, creo que hay otra empresa del país que tiene un poquito, van a quedar sometidos a ese fondo de inversión.

Segundo ¿Quién va a administrar? Pregunta válida que usted formula.

Tercero, ¿Van a hacer los proyectos  que el país necesita?  Cañafisto, Cinderellas, La Geotermia de Nariño, etcétera.

Y hay otro tema, esto al oído del Ministro de Hacienda, el candidato presidencial el Ministro de Hacienda. El Gobierno dijo prácticamente que la tasa de retorno de Isagen era mala, la desacreditó. Entonces, si yo soy el representante legal de ese fondo que estoy interesado en comprar a Isagén y me dice el gobierno vendedor que la tasa de retorno es mala, que es mejor invertir esa plata en carretera, yo digo, hombre si esta tasa de retorno no es muy halagüeña, pero es que el fondo no tiene vocación de permanencia con Isagén, el fondo lo que quiere es hacer un negocio.

Están dadas las condiciones para que  en poco tiempo ese fondo le venda a otro ese 57 por ciento de Isagen y haga una utilidad enorme para ese fondo, consumando el perjuicio patrimonial, el detrimento patrimonial que ha sufrido el Estado colombiano.

(FL): Repetimos pues la pregunta porque queda abierta, el ex presidente Uribe no tiene la respuesta porque no la tiene nadie ¿Quién va a manejar Isagen y con cuáles criterios? Pues no se sabe porque el fondo llegó, hace su negocio y se va ¿Y se va en favor de quién? ¿Cuál va a ser el accionista de verdad administrador de la compañía?

Ex presidente, aquí hay un tema muy delicado que el país tiene que considerar, y es que inicialmente los interesados por Isagen fueron muchos, como fueron muchos inicialmente los interesados para la construcción de las carreteras 4G y se fueron yendo, y se fueron yendo en la medida que descubrían algo ¿Qué fue lo que descubrieron los inversionistas reales en estos temas de generación de energía, que los hizo desistir del negocio?

Alguna cosa pasa y alguna cosa que tiene que ver con el negocio mismo o con el entorno, pero la verdad es que se fueron y dejaron solo a un fondo que simplemente se limitó a proponer el precio básico, el precio ofrecido, el precio solicitado, para un puro negocio de oferta y aceptación, un acto de comercio completamente distinto a una subasta ¿Pero por qué se fueron los demás presidente?

(AUV): Doctor Fernando, un misterio, un misterio, uno de buena fe supondría que algunos oyeron al pueblo colombiano y yo sí quiero repetir esto: si el Ministro de Hacienda dijo y el Presidente que la tasa de  retorno de Isagen era mala, lo tuvo que escuchar como lo escuchamos los colombianos  este  fondo comprador.  ¿Entonces qué dijo este fondo comprador? no me importa que sea mala la tasa de inversión, esto es tan barato que lo vendo, lo compro lo revendo bien caro y hago una utilidad.

(FL): Obvio es la esencia del fondo ¿Pero a quién le va a vender?

Es que Isagen queda en una condición desgraciada y es que mientras esté en poder del fondo no se va a saber cuál es orientación definitiva, para dónde va, cuáles planes de largo plazo va iniciar.La respuesta es que ninguno porque los fondos no están para quedarse, no están para ejecutar tareas de largo plazo, esa no es su misión, los fondos mueven capitales, pero no se quedan quietos en ninguna parte y entonces uno se pregunta ¿quiénes son los inversionistas de ese fondo? a ver si por ahí se orienta uno un poco. Pues no tenemos ni idea. Se sabe quiénes son los que lo administran, que es una figura muy distinta. El fondo tiene sede en Canadá , domicilio en Canadá, allá llegan capitales de todas partes, de todas las procedencias, se dice inclusive que hay gente muy vinculada a Tony Blair, el que hacía estudios aquí en Colombia en Planeación Nacional, estudios privilegiados sobre la economía colombiana ¿Quiénes están detrás del interés del fondo? porque repetimos, el fondo no tiene interés en quedarse, no porque uno lo suponga sino porque esa es la esencia de los fondos, llegar  hacer un negocio, consolidar una empresa, dejarla en buenas manos e irse a buscar otra más promisoria.

(AUV): Así es Doctor Fernando, sobre todo animados por esto, que en el proceso para la memoria histórica hay que tenerlo, Santos repitió una y otra vez que era mejor negocio lo de las carreteras porque tenían una tasa interna de retorno mejor que Isagen. De alguna forma desacreditó la rentabilidad de Isagen y al desacreditar la rentabilidad de Isagen, entonces si yo soy el comprador digo: hombre, si el Gobierno colombiano dice que la rentabilidad de Isagen no es buena es porque es verdad. Entonces yo no la voy a comprar para conservarla en busca de la rentabilidad sino para especular con ella y venderla y consolidar una ganancia en un ejercicio de compra y posterior  venta.

(FL): Claro, y entonces por qué no hago  directamente el negocio mejor que el Gobierno dice que tiene. Es mejor construir carreteras, pues entonces yo me meto en esa inversión que es perfectamente posible también, para qué me voy a meter en una inversión que no es tan buena.

Y volvemos al principio ex presidente, es que sobre Isagen hay que tomar decisiones y tomar decisiones ya. Isagen estaba bajo la administración del Gobierno que es el accionista mayoritario.

¿Este fondo cómo la va a administrar? ¿Con qué visión de futuro? ¿Con qué intención, con qué interés? Y allí hay entidades que son tan importantes como las Empresas Públicas de Medellín que quedan con un capital enorme comprometido.

(AUV): Claro, así es, así es. Entonces seguramente leyendo el reglamento le dan un plazo durante el cual está obligado el comprador para comprarles a los accionistas minoritarios a lo mismo que compró. Entonces qué problema para Empresas Públicas de Medellín y para los fondos de pensiones, decir, bueno, tenemos que vender sabiendo que van a vender a un precio muy inferior al costo de reposición, y me dirán los financieros es que el costo de reposición no hay que tenerlo en cuenta, lo que hay que tener en cuenta es el valor presente de los flujos futuros descontados, lo que hay que tener en cuenta es cuánto se ha depreciado cuánto se ha amortizado, etcétera. Por favor señores financieros esa fórmula, es una fórmula incompleta e inexacta para valorar activos estratégicos, porque Colombia nada gana con decir que hubo tal utilidad financiera, que la vendimos por 14.4 veces el Ebitda, Colombia nada gana con diciendo que valió un cuarenta y pico por ciento más de la valoración inicial. Colombia  pierde cuando le dice es que el país necesita 2 mil 600 megas, cada uno vale a 2 millones de dólares e Isagen lo vendieron al 60 por ciento del costo de reposición.

El país no necesita Ebitda, el país no necesita referencias del mercado accionario, el país necesita generación de energía, barata y limpia, que es lo que hacía Isagen, y entonces hay que pensar es: ¿Quién va a construir los 2 mil 600 megas que necesitamos?  y que  nos van a costar, cada mega, a más de dos millones de dólares cuando vendimos por el 60 por ciento Isagen, hombre muy grave.

(FL): Pues muy grave, tan grave presidente que este es uno de los mayores desafíos a la razón que le ha hecho este Gobierno que es bastante pródigo en este tipo de acciones. Presidente, y cuándo se tomará una decisión sobre la administración de Isagen, y cuándo le dirá Isagen a sus accionistas, porque es que mire, viene el mes de marzo y en marzo hay asamblea de accionistas y los accionistas de Isagen se tienen que reunir y la mayoría y la junta directiva, le tienen que decir a esa empresa para dónde va y qué va a hacer ¿Va meterse en procesos de larga duración y de mucha inversión? ¿Va a dedicarse a sacarle dinero a esa compañía, como se lo pueda sacar, con grandes utilidades para repartirlas haciéndose cada vez más incompetente para desarrollar proyectos de inversión?

De manera que estamos muy próximos al día en que los canadienses le tengan que revelar la verdad a los accionistas minoritarios y al país entero, aquí hay que estar atentos, señor Presidente porque alguna cosa muy grave pasó y todo, pues, con la disculpa de que hay que construir carreteras, que no se sabe por qué no las construyeron con el dinero de la bonanza, la gigantesca bonanza petrolera y por qué prefirieron la mermelada a las carreteras.

Son preguntas que uno se hace porque este es el Gobierno que más dinero ha recibido en la historia de Colombia, porque le cayó la mayor bonanza que ha tenido Colombia en toda su historia, que fue la bonanza minero-energética.

Pues presidente seguimos, seguimos pendientes sobre este tema y sobre todos los temas que están ligados a la cuestión de Colombia, al futuro de Colombia. Ahí estamos pues hablando del 23 de marzo como fecha límite para la celebración de los acuerdos de paz, y ya las Farc mandan razón de que eso es una ingenuidad, pensar que para el 23 de marzo vamos a tener acuerdo de alguna naturaleza; aquí no se sabe nada sobre nada. Presidente, estamos caminando a tientas, a oscuras, somos como unos ciegos perdidos en la mitad de la nada, sin tener quién nos oriente ¿No tiene usted esta sensación?

(AUV): así es, doctor Fernando. Hombre ¿Cómo era que decía un expresidente de Colombia? Que el país tenía unos aprovechados, yo creo que esta decisión de este Gobierno ha sido la decisión de unos aprovechados en contra del patrimonio nacional.

Mire, para ponerle a esto, yo que pensé mucho esta madrugada este tema, advertido por demás que usted me llamaría, para ser racional totalmente con mis compatriotas, con el menor elemento subjetivo, les voy a hacer con su generosidad un raciocinio final: desde ahora hasta junio, de acuerdo con los pronósticos, el país puede tener, está teniendo un problema muy grave de sequía. Yo conozco el río Cauca desde pequeño, porque en la región donde nosotros vivíamos, nos movíamos entre unas fincas de café y caña y unas fincas de ganado en el río Cauca, nunca lo había visto como lo hemos visto el año que pasó y ahora, una quebradita.

La situación del río Magdalena es crítica, el país tiene una tremenda escasez de agua, menos Isagen. Las represas de Isagen están todavía en un nivel aceptable ¿entonces qué va a pasar? Van a desembalsar de aquí a junio para generar energía, aprovechar la tarifa de escasez y el precio de energía en bolsa y se van a  ganar toda la plata del mundo. Entonces adivinando qué estará pensando el comprador de Isagen, dirá: ‘yo me hago aquí una ganancia operativa a corto plazo enorme que es la venta de esa agua, desembalsándola, y después cuando se normalice la TIR (tasa Interna de Rentabilidad)  aprovecho y especulo, y ya no sigo con la empresa sino que la vendo y entonces así liquido la utilidad que he hecho por habérsela comprado como ganga al Estado colombiano’.

Yo creo que hay que tener en cuenta todo esto, he procurado explicarlo de la manera más, más sencilla y pedirle a los colombianos que nos ayuden a difundir esto porque, hombre, nuestra crítica al Gobierno, para mí habría sido más cómodo apoyar a Santos que ayudamos a elegir, esta crítica ha sido desgastante, difícil, pero lo primero que hizo fue graduar a nuestro gobierno de corrupto, graduar a mi familia de dueña de Saludcoop, qué infamia, a través del Senador Cepeda armarme un debate contra mi trayectoria moral, me lo armó Santos. Esto ha sido desgastante, difícil, muchos colombianos han dicho ¿pero por qué Uribe hace oposición, por qué no deja gobernar a Santos? Que es nostalgia de poder, es viudez de poder. No, hemos tenido unas convicciones, unos compromisos con la Patria que no los podemos abandonar.

Entonces por eso he querido aprovechar este generoso espacio de usted esta mañana, para hacer unas cuentas elementales de tienda, de libreta de tienda y lápiz, que nos llevan a la conclusión de que el Estado colombiano perdió más de 5 billones en la venta de ayer, y que tiene en duda la construcción que se requiere de 2 mil 600 megas de energía limpia y barata de grandes represas que no las hace el sector privado, que las tiene que hacer el Estado que vendió ayer un instrumento fundamental que es Isagen, malvendido.

Muy agradecido doctor Fernando. 
(FL): señor muchísimas gracias.

Resultados para el Caribe Por: César Lorduy



Ya he comentado que la Cumbre Energética que se realizó este jueves en Barranquilla fue buena.
Quedaron muchas tareas, que si se pueden concretar pues… lograríamos que el sector energético cambie para bien en esta región Caribe.

César Lorduy, se refiere a esa Cumbre en esta columna.

RADAR,luisemilioradaconrado
@radareconomico1

Sábado 16 de Enero de 2016 - 12:00am
Resultados para el Caribe
Por: César Lorduy

Hay diferentes maneras de plantear un problema y otras tantas para obtener resultados, pero dependiendo de la naturaleza del primero y de la forma en que se presente, la mayoría de las veces, el camino para obtener el segundo se restringe, complica y dificulta.

La Región Caribe tiene muchísimas dificultades sociales, económicas y de infraestructura que no han sido abordadas de manera colectiva. Gran parte de ellas subsisten porque hemos confiado en que hay unos destinatarios encargados de resolverlas. Lo cierto es que los resultados no aparecen.

El camino fácil de “plantear” un problema por las redes sociales o bloqueando calles, causando asonadas u otras tantas vías de hecho, cercanas a restringir el derecho de los demás, han sido protagonistas en muchas oportunidades. Quienes padecen las dificultades han dejado las soluciones en manos de los citados destinatarios, cuyas soluciones dejan mucho que desear.

Hasta el pasado jueves, esta situación caracterizaba el problema del servicio de energía en la Costa. Sin embargo, la forma en que se abordó el discriminatorio caso de los precios del gas en esta Región ha enseñado que se deben buscar otros caminos, más allá de la quejadera, con razón o sin ella, pero sin ninguna estructura que permita soluciones.
Estudiar y comprender el problema del gas y de la energía en términos académicos, técnicos, legales y empresariales que nos habilitara para sentarnos en una mesa –no solo a tomar tinto– frente a quienes toda la vida, sin nosotros los costeños, lo han manejado y decidido, no es precisamente lo más fácil. Además, unir el esfuerzo de la administración pública ante las necesidades regionales y trabajar en conjunto con el sector privado era una meta inalcanzable cuando tal necesidad se planteaba.
Como todo en la vida se transforma, y cada momento trae retos, el 25 de octubre de 2015 la Región Caribe eligió mandatarios que entendieron que debían hacer algo más que ser receptores del clamor de la gente o portadores de sus quejas y reclamos frente a un servicio de energía deficiente y unos precios de gas discriminatorios y anticompetitivos.

Alejandro Char y Eduardo Verano así lo entendieron y convocaron a un grupo de profesionales de sus administraciones, y a otros del sector privado, para que, más allá de estructurar una queja, destruyeran los mitos y las afirmaciones que justificaban la existencia de dichas dificultades. El objetivo era claro: señalar un camino que permitiera obtener resultados.
Ante el consenso de los demás mandatarios costeños, Char y Verano asumieron el liderazgo para plantear las soluciones ante las más altas instancias del Gobierno Nacional, que frente al escenario planteado para discutir propuestas, evaluar situaciones y encontrar soluciones ha dicho presente.
Con este nuevo estilo en el orden del día, que exige más trabajo para obtener resultados, hoy la Región Caribe, en un trabajo conjunto público-privado liderado por Char y Verano, obtuvo el apoyo –una vez más– del presidente Juan Manuel Santos. Su compromiso público es que antes de que termine su mandato debemos tener –ojalá mucho antes– un servicio de energía eficiente, oportuno y confiable, así como precios del gas que garanticen la competitividad del Caribe.

Usamos cookies propias y de terceros que entre otras cosas recogen datos sobre sus hábitos de navegación para mostrarle publicidad personalizada y realizar análisis de uso de nuestro sitio.
Si continúa navegando consideramos que acepta su uso. OK Más información | Y más