lunes, 14 de marzo de 2016

Con BH de Barranquilla, GMH le apuesta a 'Curramba la bella'

Llegó a la capital del Atlántico, el hotel de la Cadena Germán Morales e Hijos y el periodista de Pulzo, Andrés Piñeros, lo registra desde Bogotá titulando, Con BH de Barranquilla, GMH le apuesta a "Curamba la bella" y hace un recorrido por la historia de la prestigiosa cadena, conversando con el presidente ejecutivo de la organización, Alejandro Morales.
Lo tenemos aquí en el RADAR en ese diálogo que nos narra cómo se conecta la Cadena con Barranquilla.

RADAR,luisemilioradaconrado 
@radareconomico1

Con BH de Barranquilla, GMH le apuesta a 'Curramba la bella'

 Andrés Piñeros Latorre

Opinión de Andrés Piñeros Latorre
Soy periodista graduado de la Universidad Jorge Tadeo Lozano, he trabajado en diferentes medios de comunicación como El Espectador, radio Melodía, Colprensa, el diario La República y El Periódico


El recién inaugurado hotel BH Barranquilla marca el cierre al crecimiento que ha tenido la marca desde el año 2000. La llegada de una empresa familiar a una tercera generación es una proeza, y ese logro lo está alcanzando la tradicional compañía hotelera Germán Morales e hijos, que no deja de parar en su proceso de expansión. Y es en el área comercial donde se preparan los nietos de ese hombre visionario que fundó una importante cadena de la llamada industria sin chimeneas.
“La forma para consolidar nuestra marca hoy en día está en fortalecer el área comercial, que es en la que se han preparado los nuevos integrantes de la familia”, dice Alejandro Morales, quien recuerda con afecto la labor desarrollada por su padre.

Gerente de bh Barranquilla, Ricardo Cadena
 
Explicando que como parte de ese proceso de crecimiento y desarrollo: “Los próximos años nos centraremos en fortalecer los negocios existentes antes de continuar expandiendo la marca”.

Así, el recién inaugurado hotel BH Barranquilla marca el cierre al crecimiento que ha tenido la marca desde el año 2000, cuando la tradicional empresa decidió reinventarse y renovar prácticamente la totalidad de sus hoteles.


Hoy con la operación de 12 establecimientos, nueve en Bogotá y los demás en otras ciudades del país, la tradicional compañía ha demostrado que sí es posible hacer empresa en Colombia, en un difícil y competido negocio como el de la hotelería.


“Nuestro mercado es el corporativo y no el de turismo de vacaciones”, precisa Alejandro Morales, para quien éste es un negocio inmobiliario, por lo que se enfrenta a las diferentes situaciones de ese mercado, como la dificultad de conseguir lotes en lugares adecuados y el alto costo de la construcción.
La hotelería es un negocio que los Morales llevan en la sangre, y con el que lograron renacer de una situación que casi los lleva a la quiebra, en los años 80s y 90s.
Para lograr que esta actividad siga siendo viable se han ido cambiando los números. Es así como antes se hablaba de un porcentaje de hasta un empleado por huésped, mientras ahora se ha llegado a entre 0,32 y 0,34 trabajadores por cada turista.

Un hotel a ritmo de Carnaval

Con paso lento, pero firme, los Bh, Bs, Be y Ek, han ido llenando el mercado de hoteles de gama media y gama alta. Para pequeñas y largas estadía, dirigidos a ejecutivos y a familias expatriadas, todos con altos niveles de confort, GMH cubre los diferentes requerimientos de turistas de negocios y empresarios. La marca se ha vuelto así característica en la capital colombiana y en algunas otras ciudades como Medellín y Santa Marta.
Ahora su sello, diseño y construcción llegan a la ciudad de Barranquilla, para lo que la compañía decidió contratar a una afamada diseñadora de interiores, Cristina Uribe, quien se arriesgó con una propuesta que busca que el hotel tenga todas las condiciones que lo referencien al máximo evento de la ciudad: el Carnaval de Barranquilla. Los colores y dibujos artísticos al interior del edifico le dan una sensación de calidez y alegría.
“El simbólico dibujo del sombrero “vueltiao” y el manejo de texturas naturales, además de un trabajo mancomunado entre la diseñadora de interiores y los arquitectos, que trabajaron cada uno de los procesos de construcción del edificio.


Las 64 habitaciones, en un edificio de ocho pisos, que suman 4.000 metros cuadrados de construcción, hacen de esta nueva estructura un ícono en el barrio Alto Prado.

La competencia hotelera

Alejandro Morales considera que la decisión de los hoteleros de rebajar las tarifas, en los niveles de menos de cuatro estrellas, resultó una mala idea ya que se hubiera podido aprovechar la coyuntura de la caída del precio del dólar.
Sin embargo, eso se puede explicar como una medida de los hoteles piratas y de sistemas como el RBNB, que compiten  de manera desleal e ilegal con los establecimientos que cumplen con toda la normatividad del Estado.

Otro tema que preocupa al sector, es que está a punto de culminar la ley de exención, que lo protegía y estimulaba, y que terminará en diciembre del 2.017, por lo que las condiciones para el negocio van a variar, teniendo que buscar alternativas y sistemas de productividad. Además otro asunto que afecta al negocio es el nuevo impuesto conocido como CRE.
 
Por eso las esperanzas para el país y el negocio están centradas en la posibilidad de alcanzar la paz, lo que convertirá a nuestro territorio en un destino apetecible. “Ya que así lo inviten gratis a viajar a Siria, difícilmente un turista lo aceptaría”, dice Morales, entendiendo que la imagen que se tiene de un país es la mejor manera de ofrecerlo. 



Gerente de Operaciones de la Cadena Germán morales e Hijos, Vidal Vanegas, quien vino a Barranquilla



Catalina Ruiz-Navarro: ¿Es relevante el feminismo en el siglo XXI?

A raíz del día Internacional de la MUJER, una querida amiga envió esto a mi redes, pero no lo había detectado...
Por eso, apenas lo pongo a circular...
El conecto de ellas es importante para nosotros, los varones...

RADAR,luisemilioradaconrado 
@radareconomico1
 
Catalina Ruiz-Navarro: ¿Es relevante el feminismo en el siglo XXI?
Por Catalina Ruiz-Navarro, @Catalinapordios, Columnista y feminista caribe-colombiana (*)

¿Es relevante el feminismo en el siglo XXI? Es la pregunta más repetida en este 8 de marzo, Día de la Mujer. La respuesta sencilla son cifras como estas:

● 1 de cada 3 mujeres ha sufrido violencia sexual, la mayoría a manos de su compañero sentimental,
● 800 mujeres mueren cada día por causas relacionadas con el embarazo que pueden evitarse
● ganamos entre 10% y 30% menos que los hombres (por supuesto la brecha es más grande si no eres blanca, o si eres migrante),
● Solo el 50% de las mujeres en el mundo tiene un empleo remunerado, aún no nos reconocen la cantidad de horas extra que dedicamos al trabajo doméstico, trabajos de cuidado o de reproducción,
● Aunque tenemos el voto hace más de 50 años (en la mayoría de los países), la representación política sigue siendo muy baja y apenas el 22% de las parlamentarias del mundo son mujeres,
● y el 46% de las noticias en la prensa refuerzan estereotipos de género.

Entonces, ¿Por qué, ante cifras tan contundentes, todavía hay quien piensa que las conquistas de los derechos de las mujeres son cosa resuelta y del pasado? ¿Por qué muchos no ven la desigualdad que enfrentamos las mujeres?

Una razón por la que no vemos la desigualdad es que muchas juzgamos la condición de todas las mujeres por nuestro entorno personal. Pero que uno no haya vivido la discriminación personalmente (o no se haya dando cuenta) no quiere decir que la discriminación no exista.

Nos cuesta trabajo ver la discriminación porque el patriarcado, que es el sistema de poder que busca subvertir el feminismo, existe también en lo simbólico. Las cosas que vemos y entendemos están mediadas por las palabras que usamos. Por eso, por ejemplo, en casos de violencia doméstica, un “golpe” (que debería significar agresión, rechazo) puede ser llamado “amor” (por el agresor o por la sociedad), y esta resignificación hace que el golpe se vea, de hecho, como un gesto de amor.


Otro ejemplo: a las mujeres nos dicen constantemente que somos “naturalmente” débiles, o indefensas, o delicadas, pero no hay nada “natural” en esta asociación (de hecho nuestros cuerpos son bastante resilientes y resistentes al dolor). Precisamente a lo que se dedica el feminismo es a cuestionar estas creencias, que no solo no nos dejan ver la desigualdad, la justifican.
Quizás la mayor dificultad de los argumentos feministas radica en que son incómodos, son personales, y todos y todas, fuimos criados en una cultura machista y por lo tanto seguro en muchos momentos de nuestras vidas repetiremos estas actitudes.
El feminismo, entonces, implica cambios reales en la vida diaria, desde cómo tenemos sexo (con consentimiento) hasta cómo tratamos a otras personas en el trabajo (sin discriminarlas por sus cuerpos). Y sin duda es difícil: entender que la desigualdad de las mujeres implica reconocer las propias culpas y reconocer que muchas cosas están mal, incluso algunas que no será fácil cambiar. Pero, afortunadamente, también hay cientos de maneras de ser feminista, quizás una por cada mujer, y cada una de estas luchas -aunque no siempre estén de acuerdo- convergen en una premisa que se sostiene con el mero sentido común: que nadie debería ser discriminado en virtud de su género o su sexo.

La pregunta sobre la relevancia del feminismo también muestra que la perspectiva está cambiando. Es de notar que hace unos años no se hablaba en la prensa del Día de la Mujer ni los medios se tomaban el trabajo de preguntar si el feminismo es relevante.
En cambio, hoy, cada vez más mujeres, y mujeres jóvenes, se identifican como feministas o al menos se enfrentan a la pregunta vital de serlo o no.
Soy una convencida de que, una vez abierta la puerta a estos cuestionamientos, es fácil coincidir con alguna forma de feminismo. Además, una vez uno entiende cómo opera la discriminación por género, no la puede dejar de ver.
En lo que va de los últimos dos milenios, no ha habido una época tan favorable para las mujeres como esta. ¡Hemos ganado tantos derechos en tan corto tiempo que muchas mujeres los dan por sentados! El feminismo ha sido un movimiento social tan exitoso y efectivo, que en apenas un siglo y sin violencia, logró derechos, como la ciudadanía o la propiedad, para la mitad de la población que antes no los tenía. 


Esto es un revolución social sin paralelo.
Recordemos que hace dos generaciones las mujeres ni siquiera podíamos votar, mucho menos opinar en público. En esta medida, asumirse feminista, es reconocer que los derechos que tenemos hoy las mujeres (que no son todos) no los tuvimos siempre, fueron conquistas de feministas que, antes que nosotras, trabajaron y se esforzaron para que nuestra vida hoy fuera más fácil, para que tuviéramos más oportunidades.
Hoy es mucho lo que hemos avanzado, pero también es mucho lo que falta.
Un día entenderemos, plenamente y como sociedad, una verdad que debería ser obvia: que las mujeres tenemos derecho a todos los derechos (en el papel y materializados en la realidad). Hasta entonces, el feminismo será pertinente y necesario.
Nota: La presente pieza fue seleccionada para publicación en nuestra sección de opinión como una contribución al debate público. La(s) visión(es) expresadas allí pertenecen exclusivamente a su(s) autor(es) y/o a la(s) organización(es) que representan. Este contenido no representa la visión de Univision Noticias o la de su línea editorial.

Detectan transformador ilegal en colegio de Malambo

Hasta en los colegios del Departamento del Atlántico se roban la energía...
Increíble.

RADAR,luisemilioradaconrado
@radareconomico1
Detectan transformador ilegal

en colegio de Malambo


  • Hasta que no regularice sus instalaciones eléctricas, el transformador no será energizado.
  • Pérdidas por este ilícito: alrededor de 13 millones 500 mil pesos. 

Barranquilla, 13 de marzo de 2016.



Tras una investigación exhaustiva por parte del área de Lucha contra el Fraude de Electricaribe, se detectó un transformador de 50 Kva que fue instalado en forma  ilegal y anti técnica en el Colegio San Sebastián, en el barrio Villa Esther de Malambo.



En la revisión, los técnicos encontraron en la institución educativa que un transformador particular fue colocado sin los permisos y sin el cumplimiento del Reglamento Técnico de Instalaciones, RETIE. Las pérdidas por este ilícito es de los 13 millones 500 mil pesos.


Para garantizar la seguridad de los estudiantes y la correcta operación de la red de distribución eléctrica, la empresa dejó  suspendido el servicio de energía a través de este transformador hasta que  hayan sido verificadas las condiciones técnicas y de seguridad de las redes afectadas.



Por este delito, establecido en el Código Penal como Defraudación de fluidos, Electricaribe emprenderá todas las acciones penales correspondientes con las autoridades competentes y se realizará cobro correspondiente por Energía Dejada de Facturar, EDF.  


Para la empresa “la manipulación ilegal de la infraestructura eléctrica y el robo de energía, no solo afecta la capacidad de inversión de la compañía sino también la calidad y confiabilidad del servicio para todos los usuarios del región Caribe”.  



El fraude eléctrico es una actividad delictiva que le significa a Electricaribe pérdidas anuales superiores a 285 mil millones de pesos, afectando la posibilidad de desarrollar mayores inversiones para la mejora del suministro de energía a sus clientes.
Relaciones con Medios
 

Con carga de 24 contenedores BCT reactiva transporte por río Magdalena hasta Barrancabermeja

Combinando diferentes medios de transporte, los empresarios colombianos ahorran dinero y tiempo.
Y están utilizando una de las vías más preciadas: el RÍO MAGDALENA.

RADAR,luisemilioradaconrado 
@radareconomico1 



Barranquilla, 11 de marzo de 2016 
Con carga de 24 contenedores BCT reactiva transporte por río Magdalena hasta Barrancabermeja
En una operación desarrollada en el muelle de Barranquilla Container Terminal -BCT- y en coordinación con Postobón y Edinsa (empresa transportadora terrestre de Postobón), se cargaron 24 contenedores con PET para la fabricación de envases para gaseosa con destino al terminal de Impala Barrancabermeja, desde donde será transbordada a tracto mulas con el fin de continuar su viaje hacia Madrid, Cundinamarca, donde se encuentra la planta de producción de Postobón.

Gracias a este proceso de operación Logistica – Multimodal la cual combina medios marítimos, fluviales y terrestres para el manejo de esta carga (con un peso total de 480 toneladas), se dan ahorros, solo en los costos de transporte terrestre de más de un 10% en el valor por tonelada frente a la opción de únicamente transporte terrestre Barranquilla-Madrid (Cundinamarca), lo que la convierte en una opción en suma competitiva para el cliente, respaldada además por la aplicación de tecnología moderna, segura y eficiente para el descargue marítimo y cargue fluvial, gracias a las grúas pórtico panamax de bajo perfil que se emplean en BCT.-
Para Mauricio Suárez Ramírez, presidente del grupo empresarial Puerto de Santa Marta, del cual BCT es filial, esta noticia de reactivación del transporte por el río Magdalena hasta el centro del país es muy importante para Colombia. “El río Magdalena no está ajeno a la sequía, y esta noticia de transportar 24 contenedores con unas reducciones sustanciales en los costos logísticos hace muy competitiva y apetecida la operación para clientes”, recalcó el alto ejecutivo.
 

A su turno Alejandro Múnera, gerente comercial de BCT, confirmó que el terminal cuenta con la capacidad y equipos necesarios en Barranquilla para atender estos requerimientos de transporte combinados usando el mar, rio (de manera directa) e infraestructura terrestre. “Esta diversificación en la oferta de servicios que ofrece BCT es muy importante y estamos evidenciando la gran potencialidad que tiene el Magdalena para el comercio”, comentó Múnera.

Se espera que este tipo de operaciones sigan realizándose desde BCT en beneficio del comercio colombiano.

 

Usamos cookies propias y de terceros que entre otras cosas recogen datos sobre sus hábitos de navegación para mostrarle publicidad personalizada y realizar análisis de uso de nuestro sitio.
Si continúa navegando consideramos que acepta su uso. OK Más información | Y más